miércoles, 29 de agosto de 2012

BLACK SPACE RIDERS - Light Is The New Black (2012)


¿Quién dijo que segundas partes nunca fueron buenas? pues no me lo creo, porque ya son varias las bandas que se empeñan en desmontar semejante tontería, que después de marcarse un señor debut regresan en pleno 2012 para dar de nuevo un gran golpe sobre la mesa. Aquí tenemos dos años después a Black Space Riders con otro trabajo digno de reseñar, cuando menos tan bueno como el anterior y reclamando un puesto entre lo más destacado del Stoner Rock europeo para el presente ejercicio. Como veis, sigo dedicando esta semana a discos que se escapan de lo terrenal hacia espacios más volátiles, cercanos a la ingravidez y sólidos como rocas que se vuelven incandescentes al contacto con la atmósfera que sobrevuela nuestras cabezas. "Light Is The New Black" cumple con esos requisitos y además amenaza con impactar en cualquier momento contra los voluntarios que estén dispuestos a darle una oportunidad. A mi me ha dejado K.O. y espero que a vosotros también, si os gustó el debut de esta formación alemana, que vio la luz en 2010, tened por seguro que éste brilla con la misma fuerza, o incluso más.

JE (Voz, Guitarra) / SLI (Guitarra) / SAQ (Bajo) / CRIP (Batería)

Estos cuatro jinetes espaciales cabalgan de nuevo entre la oscuridad con fiereza, aplastando todo aquello que encuentran a su paso, desde el primer track: "Creature of No Light (Exodus, Pt. 1)", una andanada stoner metalera irrumpe con energía e incesante ritmo que va de menos a más, levantando nubes de polvo y riffs sabáticos que marean por su magnitud. El comienzo es demoledor, toda una lección de como facturar Space-Heavy-Rock de dimensiones estratosféricas, con impresionantes juegos de guitarras cruzadas que electrocutan los sentidos. Los coros que se crean alrededor de "Diggin Down (The Hole, Pt. 1 ... from Deep Below)""Startrooper" son tremendos, como lluvias de meteoritos, dejando huella en la memoria y poniendo a prueba las cervicales, con riesgo de perder la cabeza. Luego siguen canciones tan destacadas como "We Used to Live in Light (Exodus Part Two)", yéndose por un largo minutaje de flotantes jams psicodélicas y geniales contrastes; o mismamente "Walls Of Plasma", que cae como una losa entre luces y sombras, empujada por un muro de estridentes guitarras sin dejar opciones de escapatoria. Hasta la última "Lights Out (The Hole Part Three ... Going Down)", que cierra el compacto, apuesto que os dejará con la boca abierta.

Sin duda este album desprende un fuerte magnetismo desde la primera escucha, la atracción es más potente que la luz de una supernova y, aunque su estilo no difiere mucho del primer disco, Black Space Riders incorporan múltiples variantes y arreglos que lo hacen muy llamativo, con capacidad de sorpresa y dejando ganas de más. En definitiva, "Light Is The New Black" es otro bombazo de rock espacial, salpicado de psicodelia y destellos metálicos, ideal para perderse en él con todas sus consecuencias. Comprobadlo si no teneis vértigo, y si lo teneis... pues a intentarlo igualmente, ahí va una muestra para empezar:




2 comentarios:

sch1z0phr3n1a dijo...

Uno de los cañonazos de este año, los alemanes se consagran con esta segunda obra temas como "Creature Of No Light", "Startrooper" o "We Used To Live In Light" hacen grande a este disco, para mi de los mejores discos del año y lo mejor.... La consagración de una banda donde no solo su talento sino su inspiración creativa es a dia de hoy una realidad.

Santiago dijo...

Suscribo al 100% todo lo anteriormente dicho, ¡Muy bueno este disco!