domingo, 10 de noviembre de 2013

[crónica] THE DEL-LORDS + THE WESTERN SIZZLERS, Miércoles 06/11/13 - Sala Acapulco (Gijón)

Todos sabemos que los conciertos entre semana son... difíciles, por decirlo de alguna manera, si ya cuesta meter gente un fin de semana cualquiera, salvo contadas excepciones, para un miércoles las previsiones no eran nada buenas. Acerté doblemente, por desgracia primero porque el número de asistentes no superó muy allá el medio centenar de personas (quizás una docena más), y para bien después por acercarme a ver este doble cartel, con unos apetecibles The Western Sizzlers presentando su disco debut, pero sobre todo por reecontrarme de nuevo con The Del-Lords, una de las grandes e infravaloradas bandas de la historia del Rock.


Sobre The Western Sizzlers diré que su disco "For Ol' Times Sake" me gusta, está bastante bien, una buena colección de canciones que se mueven entre el Rock'N'Roll y el Country Rock de tasca y cerveza. Pero cual sería nuestra sorpresa cuando comprobamos que, al menos en esta parte de la gira, el gran Charlie Starr (Blackberry Smoke) no estaría al frente de las voces. De acuerdo, algunos ya lo sabían, pero con todos mi respetos, el sustituto Kevin Jennings (productor del disco) restó parte del encanto a una buena actuación, o más bien entretenida, que de otra manera podía haber sido muy superior.


Tampoco es que quiera cebarme con este señor, al fin y al cabo cumplió, y en conjunto la banda sacó adelante un show más que aceptable, con una destacada labor de dos perros viejos en esto del Rock & Roll: Jeff Bakos al bajo (Jason & The Scorchers) y Rick Richards con la guitarra principal (The Georgia Satellites), que no podrían hacerlo nunca mal ni aun proponiéndoselo. Como era de esperar, cayó "For Ol' Times Sake" al completo en poco menos de una hora, el repertorio no daba para mucho más.


Muy diferente lo que nos esperaba a continuación con The Del-Lords. También venían presentando nuevo disco: "Elvis Club" (2013) -¡¡discazo!!- para el que hubo que esperar la friolera de ¡23 años! No solo mereció la pena, ya lo creo que sí, sino que además la banda en la actualidad rinde a un nivel excepcional. ¿Acaso alguien lo dudaba? Ya lo pudimos comprobar hace tiempo en el TurboRock, durante su gira de reunión, y de nuevo ahora con otro bajista en la formación (Steve Almaas en lugar de Michael DuClos).

De inicio la versión "Jumpin' In The Night" (Flaming Groovies), y acto seguido una ristra de clásicos que precedió a otra, emocionante "Waiting for my man" en homenaje a Lou Reed y la Velvet Underground. Cuando ya estábamos poco menos que levitando llegó una de mis favoritas del nuevo disco: "Flying", con ese aire y esas guitarras que recuerdan a Neil Young. Superclase la de estos tios. Y es que Scott Kempner (The Dictators) al frente con la voz y guitarra, junto con Frank Funaro (The Dictators, Cracker..) a la batería y Eric Ambel (Joan Jett, The Yayhoos..) compartiendo labores vocales y una segunda guitarra, son auténticos maestros con muchas tablas a sus espaldas.

Entre medias Scott Kempner recordó su primer bolo en Gijón (La Fábrica, 1989) y a continuación siguieron, superándose cuando parecía complicado, pero sí, ahí nos dejaron: "Judas Kiss", "Get Touch" y "Aint Gonna Be Around" sonando de forma espectacular. Eché en falta "I Play the drums" pero quién se puede quejar cuando nos rematan en los bises con otras dos versiones -¡¡temazos!!- como "Southern Pacific" (Neil Young) y "Stay With Me" (The Dictators). Señores, un placer, un privilegio y un honor haber estado allí para contarlo.

2 comentarios:

Johnny dijo...

Es un concierto que me habría gustado ver 23 años después. Abrazo y amunt, Karlam.

KARLAM dijo...

Yo por suerte no tuve que esperar tanto, Johnny. Siguen estando a un nivel muy alto! Grupazo.

Amunt!!